Prensa Online - PanamaOn

Salwa Eid Naser protagonizó la carrera más rápida en los últimos 33 años

Nadie dirá que Shaunae Miller-Uibo se quedó sin intentarlo hoy en la final de los 400 metros planos del Mundial de Atletismo Doha 2019, pero la bareiní Salwa Eid Naser protagonizó la carrera más rápida en los últimos 33 años para llevarse el oro.

04 octubre 2019 |


La bahamesa, titular olímpica en Río 2016, corrió a más no poder sobre la pista del majestuoso y semivacío Khalifa, y así lo evidenció el tiempo de 48.37 segundos que constituye una nueva cota para el continente americano.

Sin embargo, Naser nunca cedió ni un centímetro de ventaja e implantó una marca ganadora de 48.17, lo mejor del año, de su vida, de África y del resto del mundo, excepto Europa.

Ese crono constituye desde esta noche el tercero de todos los tiempos en la vuelta al óvalo, superado solo por el de la legendaria alemana Marita Koch cuando implantó el escandaloso primado universal de 47.60 en 1985, y la anterior plusmarca de la checa Jarmila Kratochvílová (47.99), lograda dos años antes.

La de este jueves fue una carrera inesperada por su rapidez, en las que las dos corredoras, la africana y la caribeña, rebajaron sus marcas personales a límites vertiginosos: Nasser casi en 94 centésimas, mientras Miller-Uibo en 60 exactas.

Tal fue la escapada de ambas en la recta final, que muy poco se habla de la jamaicana Shericka Jackson (49.47), ganadora de otra medalla, la de bronce, para la velocidad del Caribe, gracias a su mejor actuación en la distancia.

Por si fuera poco, las estadounidenses Wadeline Jonathas (49.60) y Phyllis Francis (49.61) firmaron también las mejores carrera de su existencia, pero se fueron a casa con las manos vacías.

Para tener una idea de lo rápida que fue esta final, la norteamericana Francis se había coronado en Londres 2017 con un tiempo de 49.92, por delante de la propia Naser, entonces de 19 años, mientras Miller-Uibo quedó cuarta y Jackson quinta.

Si bien el registro no constituyó ningún récord mundial, su magnitud solo puede equipararse al fenomenal cierre de los 400 con vallas en la liga del Diamante, a finales de agosto en Zúrich, cuando el noruego Karsten Warlhom y el estadounidense Rai Benjamain bajaron de los 45 segundos.

El asombro por el desenlace de la vuelta al óvalo entra las damas todavía tenía anodadado al poco público presente en el estadio, que muy poca atención generaron las definiciones del heptalón y declatón. Después de los 400 metros femeninos, la pista quedó lista para los 800 entre las damas y los mil 500 para los varones, de ambos eventos múltiples.

A la postre, la británica Katarina Johnson-Thompson sumó su segunda corona del orbe -la primera al aire libre- a la obtenida bajo techo en Birmingham 2018.

La carismática heptatlonista nacida en Liverpool acumuló seis mil 981 puntos para eregirse como la nueva mujer de hierro del atletismo mundial con lo mejor de la temporada.

Esta vez, la titular de 2017, la belga Nafissatou Thiam (seis mil 667), debió conformarse con la plata, mientras la austríaca Verena Preiner (seis mil 560) celebró el bronce.

En tanto, los varones vieron cómo el alemán Niklas Kaul se convirtió, con 21 años y un total de ocho mil 691 puntos, en el campeón mundial más joven en la historia de la especialidad.

Luego de la retirada por lesión del recordista mundial francés Kevin Mayer, el camino quedó despejado para que el canadiense Damian Warner se agenciara el reinado universal.

Sin embargo, el atleta germano, al igual que el estonio Maicel Uibo, fueron recortando puntos en las últimas pruebas hasta llegar a los mil 500 finales con puntuaciones casi idénticas a las del norteamericano.

Finalmente, Kaul dominó la carrera y se agenció el centro mundial, mientras Uibo terminó segundo y Warner tercero, tras completar los 10 extenuantes desafíos. Entrada ya la medianoche de la jornada, tres nuevos monarcas universales se habían develado en el Khalafia Stadium, mas la cima del medallero del campeonato no se movió.

Estados Unidos sigue al frente con su amplia cosecha de ocho oros, igual cantidad de platas y dos bronces, mientras China (2-3-3) y Jamaica (2-3-1) ocupan los lugares dos y tres.

Con el título en el heptatlón, Reino Unido escaló al cuarto puesto (2-1-0), por delante de Kenia, el otro país multicampeón (2-0-2).

+ Contenido interesante

Da tu opinión

Normas de Uso:

1. Mantener lenguaje respetuoso: evitar palabras abusivas, amenazadoras u obscenas.

2. PanamaOn se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas son responsabilidad de los usuarios y no de PanamaOn

4. Al enviar, el autor del mismo acepta las normas de uso.

Incorrecto intentelo de nuevo

Las opiniones no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación.

Opinión de nuestros lectores